Zamira Díaz: Me siento mucho más madura, más fuerte, más confiada de mis capacidades

Expirado

IMG 0024El estudiante se convierte en un ser más social e integral, valora lo propio a través de la vivencia en tierras extranjeras, es más seguro e independiente y todo esto gracias a la Movilidad Internacional, por ello la Dirección de Relaciones Institucionales UCN, realiza un trabajo continuo para garantizar que estudiantes UCN con situación económica vulnerable tengan acceso a esta modalidad, es así como surge Atacama Immersion Chile, un programa diseñado para extranjeros, cuyo aporte constituye un fondo de becas destinado a cofinanciar el intercambio estudiantil.

   Zamira Díaz es una de ellas, cursante de la carrera de Psicología, estuvo seis meses viviendo en España para realizar estudios en la Universidad de Vigo. “Desde que entré a la universidad tuve las ganas de que algún día pudiese vivir esta experiencia. Las ganas fueron creciendo cuando conocí estudiantes de intercambio y pude darme cuenta lo felices que eran ellos al compartir con personas de otra cultura y maravillarse con lugares desconocidos. El interés por viajar, conocer nuevas culturas (idiomas, costumbres, formas de pensar...), generar mayor independencia en mí y las ganas de aprender cosas nuevas, me motivaron a decidir vivir esta experiencia” apuntó.

  

Zamira partió rumbo a Sevilla, España, lugar donde viviría por seis meses y donde además estudiaría varias asignaturas de Psicología. Lo que no sabía es que no solo sería un trayecto de la casa a la universidad, sino que también tuvo la oportunidad de recorrer muchas partes del continente europeo, y formar lazos de amistad y cariño que hasta el día de hoy se mantienen.

   “Aprendí a ver el mundo de una perspectiva diferente, probé nuevos sabores, bailé nuevos ritmos, me conocí a mi misma y sin querer con esta experiencia me sentí capaz de lograr lo que fuese que me propusiera”.

IMG 0015

Independencia -Responsabilidad

     También comenta que el salir de su núcleo familiar y enfrentarse al compromiso de vivir de manera independiente, la hizo salir de su zona de confort, ayudándola a ser más autosuficiente, responsable y pensar antes de actuar. “Esto también me ensenó a sentirme más capaz, a proponerme metas altas, es decir, pensaba: si pude lograr esto, entonces puedo lograr lo que sea”.

   Además, comentó que su percepción hacia el inglés cambió radicalmente, pues solía menospreciar la idea de aprender otro idioma. “Ahora realmente pienso que todos deberíamos hablarlo, sirve mucho para viajar y comunicarse con otras personas de diferente lengua, además de las puertas que abre en lo laboral” acentuó.

“Si bien sigo siendo la misma persona, ahora me siento mucho más madura, más fuerte, más confiada de mis capacidades y de lo que puedo lograr, creo que he tenido muchos cambios positivos después de subirme a ese avión”.

Metodología académica nueva

En el ámbito académico, la estudiante, cuenta que existe una metodología distinta a la rutina que llevaba en Chile, iniciando por la evaluación, “en Sevilla solo teníamos un examen final evaluado del 1 al 10, las clases eran solo de hora y media y se intercalaban semana por medio” ejemplificó.

IMG 0019

Narró que, al principio de año, todos los docentes entregaban el material de la asignatura en la plataforma virtual. “Todo era menos estresante, con mayor autonomía y autorregulación. Algunas clases no eran con asistencia, por lo que en verdad cada uno debía organizarse y ver cómo aprendía mejor, y también cómo pasaría los exámenes” dijo.

Para finalizar, Zamira indicó que la movilidad internacional le permitió ampliar su visión del mundo y de su propia vida. “Gracias a esta experiencia actualmente me encuentro en Alemania, aprendiendo un nuevo idioma y conociendo de la historia y cultura de este país. Sin duda lo volvería a hacer mil veces más”.